martes, junio 17

Life is a waterfall

Desparramame destodo sobre el registro de la acción de desparramarme sobre el suelo. Catá olfateá agitá degustá escupí. Rastreate. Palpate. Reconocete: te transpiro y te reabsorbo. Reconocete en mí. Te lloro y te reabsorbo. Me circulás ovalmente por todos los órganos. Sos el setenta porciento sutil de mi cuerpo aguado (agudo) y estás evaporándote conmigo en la medida en que mi cuerpo entra en punto de hervor. Volame debajo del rastro de la acción de ser volátil y que te lleve el viento. Esfumate. Difuminate. Fiu. Te aspiro, te suelto y otra vez a la sangre. Vibrás obviamente por todos mis órganos. Viento dios hijo puro.

2 comentarios:

Ary dijo...

La vida es un remolino.
En el centro
justo en el centro es donde hay que tirarse.
Lo que pasa es que muchos tienen miedo de ahogarse, de caerse por el agujero a quien sabe donde, pero bueno.
En realidad es así, uno se ahoga, hay que ahogarse en vida, se ahoga dentro de la vida porque se traga toda el agua y le sobra el aire. Entonces el agua queda adentro olvidada mustia y silenciosa, la vida parece despojada, pero no, la vida es agua que vive en un remolino, y es ahí donde hay que tirarse.
Claro que da miedo, porque parece que se va a ahogar....

Franco dijo...

aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa el nombre de la entrada está en el tema de system que cantamos en todos los viajes al iva jajaja.
Amo la agudamente.